“ESENCIA DE PAISAJE  5- OBJETIVOS PARA FOTOGRAFÍA DE PAISAJE”

“ESENCIA DE PAISAJE 5- OBJETIVOS PARA FOTOGRAFÍA DE PAISAJE”

“OBJETIVOS PARA FOTOGRAFÍA DE PAISAJE”

Hay muchas consideraciones a tomar en cuenta al momento de elegir objetivos para fotografía de paisaje, y esto puede ser particularmente difícil debido a la gran variedad de opciones disponibles.

Cualquier longitud focal sirve para trabajar con fotografía de paisaje, desde un ojo de pez hasta un teleobjetivo.

Sin embargo, hay que señalar que las longitudes focales más largas tienden a ser más difícil de emplear para este tipo de fotografía.

La gama más útil de longitudes focales que se debe considerar como parte del kit son 16-200 o 300 mm de una cámara full frame y 10-200mm en una APS-C (sensor recortado).

Elegir objetivos fijos en lugar de un lente zoom más grande y más pesado, significa que no tendrás tanta flexibilidad como la que proporciona una lente de zoom pero la ventaja es una carga mucho más ligera.

Si bien una amplia apertura se puede utilizar para aislar un detalle en el paisaje o para capturar el cielo nocturno, la mayor parte de la fotografía de paisaje se realiza mediante pequeñas aperturas para un lograr una amplia profundidad de campo.

Por lo tanto, la fotografía del paisaje no necesita la lente más rápida (que también tiene máxima apertura, es más pesada y más cara), pero sí  requiere objetivos de alta resolución que permiten que los más pequeños detalles sean capturados.

 Además, el «punto dulce» de la mayoría de los lentes, o donde su enfoque es mejor, es a menudo entre f/8 y f/11.

Debido a que algunos de los paisajes más impresionantes son tomados durante el amanecer y el atardecer, esto hace que el sol quede directamente frente a la lente, provocando reflejos que resultan algo desagradables. Evita esto utilizando un parasol adecuado. 

En algunos casos notarás que sosteniendo la mano encima del objetivo, puedes ayudar a bloquear más reflejos en el lente.

La otra ventaja de un parasol es que ayuda a proteger la lente contra golpes accidentales y debido a la sombra de la luz solar difusa, las fotos tienden a ser más profundas y más ricas en color.

Además, un filtro UV o polarizador de buena calidad casi siempre es recomendable para ayudar a proteger contra la humedad, el resplandor del sol y los golpes accidentales.

Dentro de los objetivos para fotografiar paisajes, los de tipo gran angular brillan con luz propia por su gran versatilidad y su eficacia.

Dentro de esta gama están los modelos más habituales para este tipo de fotografía desde los 20mm hasta los 70mm, aunque podemos usar si el momento lo requiere un ojo de pez o 12mm para fotografía del cielo, time-lapse o bien un 300mm para cerrar la toma en un determinado encuadre.

Objetivos para paisajes especiales

Nos referimos a los objetivos T/S (Tilt and Shift) también llamados descentrables. Estos modelos de lentes están hechos solo por algunas marcas como Canon, Nikon, Samyang ofrecen unas cualidades idóneas, pues entre otras cosas permiten conseguir una profundidad de campo superior con una mínima apertura inclinando el plano focal. Muy útiles para fotografía de paisaje o arquitectura.

“Suscribete a mis redes sociales”